jueves, 22 de enero de 2009 | |

PERRO AL HORNO- 3

Como detectar la insolación o golpes de calor en perros.

La verdad no hará falta mucho esfuerzo para detectar que su perrito sufre de insolación o un golpe de calor, ya que su perro jadeará mucho y desprenderá calor al tocarlo. Es habitual que sus labios se peguen a sus encías y que los oídos internos se enrojezcan. En casos mas graves el perro no se aguanta de pie, apenas responde y llega a estar comatoso. En los últimos casos reaccione rápidamente ya que la vida de su perrito podría estar en juego.

Consejos útiles para combatir la insolación en perros

En caso de insolación o un golpe de calor habrá que bajarle la temperatura de inmediato a su perro. Para conseguir esto ponga en práctica los siguientes consejos.

Proporcionarle frío desde su interior:

Los perros que sufren insolación o golpes de calor están ardiendo por dentro, así que es primordial bajar su temperatura corporal interna de cualquier modo. Una buena idea es darle unos cubitos de hielo para que pueda lamerlos y disminuir con ello unos pocos grados de temperatura y de paso restituir algo de los líquidos básicos. Tenga en cuenta que la temperatura podría no disminuir lo suficiente pero de igual modo aumentará las posibilidades de recuperación.

Si su perro ha perdido el conocimiento y por tanto le es imposible lamer los cubitos de hielo deberá las pezuñas con alcohol, ya que al evaporarse disipará el calor corporal.

Proporcionarle frío desde el exterior:

Un muy buen método de refrescarlo de manera externa es a través del uso de agua fresca (no fría, puesto que le podría provocar convulsiones). Utilice una manguera o un balde para remojarlo completamente. Con esto conseguirá bajarle la temperatura eficazmente. Si su perro es de tamaño pequeño podría bañarlo en la tina del baño o en un fregadero hasta que le baje completamente la temperatura. Si además de esto tuviera un ventilador no dude en dirigirlo hacia el ya que acelerara el proceso de refrigeración.

En caso de que la insolación sea demasiado grave y necesite llevarlo al veterinario. Aproveche el trayecto para intentar bajarle la temperatura un poco. Póngale toallas húmedas en la cabeza, el cuello, el pecho y el abdomen. Lleve consigo una botella de agua para mantener húmedas las toallas y además siga dándole cubitos de hielo y poniéndole alcohol en las pezuñas. Si va en auto no olvide abrir las ventanas y encender la ventilación del mismo para reducir al máximo la temperatura de su interior.

0 comentarios: